Conoce a Ana Lorena Pérez Ríos: de la realidad a la ficción

Ana Lorena Pérez Ríos se ha desarrollado como directora tanto en el teatro como en la televisión. Ha destacado siendo directora residente de las obras de cámara de OCESA durante seis años, dirigiendo obras como Bésame Mucho y Monólogos de la Vagina.

Ha dirigido melodramas entre los que destacan las telenovelas Para Volver a Amar, Un Refugio para el Amor y más recientemente Sin Rastro de Ti. 

Fue directora residente de series como El Manual y Cásate Conmigo. Así como la serie co-dirigida junto con Francisco Franco, adaptación de la serie española El Gran Hotel re-titulada en México El Hotel de los Secretos. Recientemente cursó el programa ejecutivo Guionismo para Televisión en el hub Showrunners Barcelona. Recientemente, Ana se desempeñó como jurado en los Emmy 2021.

Ana es una de las directoras de la serie de Star+ «No fue mi culpa». Una producción que narra historias sobre feminicidios inspirada en hechos reales de mujeres de diversas edades, clases sociales y lugares de origen.

Ana Lorena Pérez Ríos

MAV: ¿Cómo te diste cuenta que querías ser directora?

A: Desde niña sabía que quería hacer algo relacionado con las artes y mucho tiempo quise ser directora de orquesta, mi familia se dedica al entretenimiento entonces tuve la oportunidad de tener un acercamiento desde pequeña y saber cuales son las funciones de un director.

La dirección me  parece increíble porque es el lugar donde conviven todas las decisiones creativas y es el punto donde se converge la teoría y práctica. Es asombroso el trabajo colaborativo con el actor, el director genera una  idea de un director y actor lo traduce a la realidad en el escenario o en la pantalla.

Originalmente mi trabajo estaba enfocado al trabajo con el actor y cuando descubrí el teatro me encantó. Recuerdo de niña cuando me llevaron a ver Rapunzel y ahí fue cuando me di cuenta que yo quería sentir eso  toda mi vida el vivir una historia de ficción como si fuera realidad y tuve la oportunidad de hacerlo.

Siempre he dicho que es un privilegio poder dedicarte a lo que te gusta más porque en nuestra sociedad nos hacen elegir qué queremos hacer el resto de nuestra vida demasiado jóvenes. Es un peso brutal para alguien de 17 años decidir que camino tomar y encontrar tu pasión es algo que vas descubriendo mientras creces. Afortunadamente yo pude seguir mi pasión desde muy joven.

MAV: ¿Cómo fueron tus inicios en la dirección?

A: Yo empecé en el teatro que para mi es como mi cuna, saliendo de la universidad busque dónde trabajar y empecé como asistente de dirección en OCESA estaba por montar “Bésame mucho”  un un musical original dirigido por Lorena Maza esto fue en 2005 y platicando con ella que es una gran directora me dio la oportunidad de trabajar con ella y  me apadrinó. No sabes como agradezco el haber tenido mentores que me acogieron  y me dieron la oportunidad de dirigir y en OCESA crecí muy rápido.

Federico Gonzalez Compeán me ofreció quedarme y empecé a dirigir obras pequeñas. Ahí estuve 8 años trabajando con muchos directores nacionales e internacionales y para mi fue increíble. Monté casi 15 obras de teatro y eso me dio una experiencia inolvidable y enriquecedora. 

Mi crecimiento fue teatral y conocí a mucha gente super linda que  me dio la oportunidad de crear mi propia voz y mi propio estilo ya que vi dirigir a muchos directores a los cuales admiro  y de ahí fui aprendiendo y creando mi propio estilo. Además de que hice muchas amistades, todo es muy cercano en el teatro éramos como una familia.

MAV: ¿Cómo fue que ocurrió la transición a dirigir series y contenido de TV?

A: Uno de los directores Francisco Franco estaba haciendo “Todo sobre mi madre” en el teatro de los Insurgentes y le ofrecieron hacer una telenovela y me fui con él . Ahí empecé a dirigir gracias a Giselle Gonzalez, quien me dio la oportunidad y para mí fue un universo nuevo.

Fue una oportunidad de explorar otra herramienta, hacer televisión es combinar actuación y dirección a la vez ya que ocurre demasiado rápido. Es un lugar donde los retos creativos son muy fuertes porque tienes que resolver de manera muy rápida a comparación del teatro.

Después me empezaron a llamar otros directores, estuve casi 9 años en Televisa. Decidí irme a estudiar guionismo y un curso internacional en Barcelona llamado “showrunners”. El concepto «showrunner» es utilizado en USA y algunos otros países y se está empezando a instalar en producciones iberoamericanas. 

Descubrí que me encanta escribir y  nunca me había atrevido a sentarme a trabajar y escribir y fue una experiencia increíble y  el curso de showrunners me encantó y increíblemente terminé en las manos de Ricardo Cueto, BTF  y Gabriela Valentan que están haciendo cosas fascinantes y me invitaron a hacer “No fue mi culpa”.  

En México hay gente muy talentosa pero lamentablemente la  industria de  las series  es aún muy joven, llevamos 5 años de crear series pero el mercado está creciendo aceleradamente y poco a poco vamos generando más contenido aunque por el momento existe mucha más demanda que oferta.

Se necesita profesionalizarse  y esto nos ayudará a ser más competitivos internacionalmente y aprender las cosas que no sabemos hacer para  seguir evolucionando. 

«No fue mi culpa»

MAV: ¿Cómo fue que decidiste a estudiar guionismo?

A: Al principio tenía miedo porque era dejar años de experiencia para aprender algo completamente nuevo, pero siempre es bueno arriesgarse. Decidí estudiar guionismo porque empecé a querer ver contenido en mi idioma y mi   cultura que yo misma consumo, quiero convertirme en espectadora de lo que desarrolló ,ser congruente y hacer algo que yo consumiría. 

La única manera de hacer algo es crearlo, intentarlo y explorar ese diferentes contenidos y narrativas fuera del género melodrama que ya conocemos, empezar a ver algo diferente y más géneros de la cultura mexicana.

MAV: ¿Cuál ha sido el reto más grande al que te has enfrentado en tu carrera?

A: Sin dudas mi última serie “No fue mi culpa”, porque el tema para mi fue algo que nunca había abordado de manera tan profunda y que tiene que ver con violencia de género. Como creadora nunca había entrado a un proceso tan profundo de llevar de la realidad a la ficción un tema que tocará fibras tan sensibles. Y también tocar un tema que de verdad me importa, en donde hay un encuentro de emociones.

Para mi fue un reto estar desde un lugar en donde desconocía el tema a profundidad y después convertirlo en ficción de una manera responsable. No es lo mismo ficción de entretenimiento que ficción que busca visibilizar un problema y fue algo distinto a lo que estoy acostumbrada.

Esta serie me hizo cuestionarme cómo quiero crear mis proyectos futuros y cuidar aquello que ponemos en pantalla para no seguir cayendo en conductas que lastiman y ese es el reto más grande.

En algunos proyectos no tiene el control de las cosas cuando hay un guión escrito, pero es importante ser congruente dentro de aquello que conoces y buscar formas diferentes de reaccionar de cada uno de los personajes y de esta manera  ser responsable de que la violencia se propague y el reto viene ahora para poder seguir siendo congruente con esos aprendizajes.

Ana Lorena Pérez Ríos

MAV: ¿Cuál fue el mayor aprendizaje de la serie “no fue mi culpa”?

A: A nivel personal me marcó demasiado el estar cerca de tantas mujeres que fueron víctimas de violencia. El hecho de haber conocido sus historias de primera mano y haber platicado con ellas aunque fuera por zoom me sensibilizo de una manera increíble. Me movió algo muy personal de tratar de hacer algo y no ser impune en mi cotidianidad, quiero  tratar de que mi vida todos los días sea un acto más generoso y justo.

«No fue mi culpa»

MAV: ¿ Cuál fue tu experiencia como jurado en los premios Emmy?

A: Fue increíble, fue una experiencia muy interesante el entender cómo funcionan las premiaciones y cómo se decide y poder conocer el contenido internacional. Tuve la oportunidad de ver contenido de todo el mundo porque son los Emmys internacionales y para mi fue muy interesante ver contenido tan diferente. Sin dudas fue un trabajo exigente ya que tienes que ver demasiado contenido y son muchas horas invertidas. Después dividían al jurado en salas virtuales donde tuve  la oportunidad de conocer creadores de todo el mundo lo cuál me parece fascinante. Pude platicar con otros directores de lo que estamos haciendo en diferentes países y cómo vivimos la pandemia fue muy enriquecedor. También me encanto el poder ver contenido al  que no tenemos acceso en plataformas normales de otras partes del mundo. Podrán ver la ceremonia de premiación este 22 de Noviembre en Nueva York. Estoy muy agradecida con Star + que fue patrocinador de esta reunión anual a la que me invitaron a participar. 

Premios Emmy 2021

MAV: ¿Cuáles son tus metas a corto y largo plazo?

A: Me gustaría llevar a cabo lo que escribo, tener la oportunidad de desarrollarlo desde la idea hasta el set, y en eso estoy trabajando. Me emociona mucho lo que se viene el siguiente año, ya llegó una edad en la que se acaban los sueños de grandeza. Lo que quieres es poder hacer lo que te gusta por mucho tiempo , en estas épocas de incertidumbre deseo no tener angustia en muchos sentidos. Quiero explorar en nivel creativo y hacer lo que me gusta todos los días es un sueño y una autorrealización increíble.

Ana Lorena Pérez Ríos, Lucía Gajá y Julia Rivero, directoras de «No fue mi culpa»

MAV: ¿ Qué consejo le darías a alguien que tiene el sueño de ser director(a) ?

A: Que lo hagan, que se avienten y que no lo piensen pero una vez que lo decidan tengan paciencia, la carrera de dirección a comparación de muchas otras en el medio es una carrera de resistencia y no de arranque o de empuje . Es mucho más tiempo el que te llevas en  proceso complicados que en procesos placenteros y si no disfrutas eso es probable que tires la toalla. Quien quiera ser director sobre todo las mujeres, que justo nos estamos abriendo espacio aviéntense hay mucho espacio para todas. Estamos abriendo camino para que haya más oportunidades pero una vez que estén ahí tengan mucha paciencia y perseverancia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.